Fotografía inmobiliaria “home-made” – 6 tips para hacer fotos de tu casa (1º parte)

Fotografía inmobiliaria

Vende o alquila tu casa con una buena sesión de fotos.

Entiendo que no todo el mundo puede costearse un fotógrafo profesional para fotografiar la vivienda que quiere vender o alquilar, igual que también comprendo que no todo hijo de vecino posee el equipo y los conocimientos suficientes para obtener resultados profesionales en la fotografía. Sin embargo, esto no puede ser excusa para que se vean imágenes de viviendas muy deprimentes tanto en portales inmobiliarios como en los escaparates de las inmobiliarias. Me da lo mismo si las imágenes las ha hecho el propietario o el agente inmobiliario de turno. No se trata de ser un superfotógrafo de reconocido prestigio sino que con tener un poco de vista y ponerle amor y algo de astucia a la cosa puedes obtener unas imágenes que, por lo menos, no echen hacia atrás a cualquiera que vea las fotografías. Ten siempre presente que se trata de que tu vivienda enamore a tus clientes y sientan amor a primera vista por tu vivienda. Así lograrás vender o alquilarla rápido y a un buen precio.

Y ahora voy a contarte cómo tienes que planificarte.

1. Prepara la casa para las fotos. La vivienda debe estar impecable para tomarle las fotos así que es el momento de aplicar un proyecto de Home Staging. Para eso, lo ideal es acudir a un profesional pero también puedes hacerlo tú mismo o tú misma.  

Si decides hacerlo por tu cuenta ponte manos a la obra lo antes posible. Retira trastos, juguetes, haz las camas, mulle los cojines, recoge absolutamente todo lo que puede sobrecargar la puesta en escena. Es preferible que la decoración peque por defecto que por exceso. La limpieza es fundamental especialmente en las zonas húmedas de la vivienda (baño y cocina), retira todo lo que haya en las encimeras y los objetos de uso cotidiano. No debe aparecer nada en escena que pueda incomodar a cualquier persona que visite tu casa. Debe ser lo más neutra posible.

Y si tu casa cuenta con zonas exteriores como jardín, terraza, porche o un patio no lo descuides. Son zonas que venden mucho si están bien cuidadas.

2. Prepara el equipo que vas a usar. Tanto si vas a hacer las fotos con el móvil como si usas cámara, asegúrate de que tiene la batería cargada o pilas si es su caso. Además, revisa si la tarjeta tiene espacio suficiente. Es muy molesto que en plena sesión te des cuenta de que no hay más sitio de almacenaje para las imágenes y tengas que ponerte a borrar fotos o a dejar la sesión para otro momento porque no tengas batería suficiente para continuar. Si te planificas bien no perderás tiempo.

Foto inmobiliaria

Comprueba también el trípode que vas a usar. No es imprescindible pero es muy práctico para evitar que las fotos salgan movidas. Si eres un profesional de la fotografía y vas a usar iluminación artificial aprovecha para revisar que todo esté en perfecto estado.

3. Estudia desde donde vas a hacer las fotos. Antes de ponerte a disparar fotografías sin más, debes estudiar bien cuál o cuáles son los puntos más indicados desde los que tomar las imágenes para que tu vivienda salga más favorecida, o lo que es lo mismo, hay que buscar su lado bueno. Igual que todo tenemos un lado bueno, posturas y gestos que nos favorecen a la hora de haceros fotos o “selfies” tu vivienda también, así que decide el punto o puntos desde los que vas a disparar para que salga bien guapa.

Escoge los puntos desde los que las fotos que tomes sean lo más descriptivas posibles. Puedes hacer las fotografías 1) desde el centro de la habitación si la amplitud lo permite, 2) desde uno o varios laterales de la estancia o 3) desde una esquina si se trata de una habitación de reducidas dimensiones.

Foto inmobiliaria

Siempre que puedas procura que en las fotos las líneas verticales con la horizontal formen un ángulo recto. Así las imágenes dan una mayor sensación de sencillez y son más agradables para la vista. Esto no significa que no puedas hacer fotografías donde los ejes formen otros ángulos diferentes pero procura buscar siempre líneas sencillas. En cualquier caso debes sacar fotografías lo más descriptivas posible independientemente de los ángulos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *